Beneficios de las semillas de Chia

Quien más y quien menos ha oído hablar de las semillas de Chia. Esta es una de las plantas con mayor concentración de ácidos grasos omega 3 tan beneficiosos para la salud. No obstante, hay que conocer cómo consumirla y en qué cantidades para no correr riesgos. ¿Cuáles son los beneficios de las semillas de Chia?

Características de las semillas de Chia

La Chia es una planta nativa del centro y sur de México, Guatemala y Nicaragua. Estas semillas contienen alrededor de 40% de carbohidratos, de estos, 30% es fibra insoluble, 3% es fibra soluble y el resto, son almidones esenciales. En un medio acuoso, la semilla queda envuelta en un copioso polisacárido mucilaginoso. Cuando una cucharada de chía es mezclada con agua y puesta a reposar durante algunos minutos, se formará un gel sólido, tal reacción se debe a la fibra soluble de la semilla. Algunos investigadores suponen que tal fenómeno sucede también en el estómago cuando se ingieren alimentos que contienen este tipo de gomas.

¿Son las semillas de Chia un superalimento?

Lo cierto, es que no existe una definición ni médica ni científica para lo que se han venido a llamar los “superalimentos“. No obstante, se han puesto muy de moda. Se puede decir que un superalimento es aquel que contiene mayor cantidad de nutrientes, vitaminas, minerales y antioxidantes que otro. Por este motivo, se consideran a las semillas de Chia un superalimento, porque son una excelente fuente de fibra y antioxidantes, calcio, proteínas y ácidos grasos omega 3 (ácido alfa-linolénico) ALA de origen vegetal.

Como es de imaginar sus beneficios para la salud son múltiples y variados:

  • Ayudan en la pérdida de peso porque favorecen la sensación de saciedad.
  • Favorecen la hidratación de la piel y el organismo en general.
  • Aportan ácidos grasos omega 3.
  • Protegen al cuerpo de los efectos nocivos de la contaminación.
  • Generan un aporte de energía extra.
  • Aumentan la masa muscular y regeneran los tejidos.
  • Calman el dolor de las articulaciones.
  • Contienen propiedades depurativas y antioxidantes.

Cómo consumir las semillas de Chia

No hay que obsesionarse con este tipo de alimentos. Son saludables pero no milagrosos. No por consumir más cantidad obtendremos mayores beneficios. Todo lo contrario. Podemos perjudicar nuestra salud.

Lo mejor es tomar una cucharadita de semillas de Chia en el desayuno. Es necesario tener en cuenta el aporte calórico que tienen estas semillas. Por eso, esta es una cantidad suficiente para una persona adulta. Las personas que estén tomando algún tipo de fármaco, las personas con problemas gastrointestinales o con diverticulosis, las personas con problemas de coagulación en la sangre deben consultar a su médico antes de tomar este suplemento alimenticio.

En cuestión de salud, cada organismo es diferente y lo que es beneficioso para unos puede ser contraproducente para otros. Siempre es mejor adaptar los alimentos a nuestro cuerpo que al revés. Ningún alimento es exceso es bueno. Sin embargo, todo alimento con buenas propiedades, consumido con moderación y en el marco de una dieta equilibrada puede beneficiarnos notablemente. Conocer nuestro organismo para darle lo que necesita es bienestar.

Deja un comentario